El Golpe Errado

El Golpe Errado

El 4 de febrero de 1992 el pueblo de Venezuela se despertaba con la noticia de que un grupo de militares se levantaba en armas en contra del presidente constitucional Carlos Andrés Pérez, ¿La intención? Derrocarlo.

Comandado por los tenientes Francisco Arias Cárdenas, Joel Acosta Chirinos, Jesús Urdaneta, Jesús Ortiz, y el controversial Coronel Hugo Chávez, se prepararon para, desde distintos puntos del país, dirigir las operaciones. Hugo fue el encargado de regir el movimiento en Caracas.

Una noche antes de la fecha mencionada, el presidente de aquel entonces llegaba de un importante foro mundial en Suiza, cerca de la media noche de ese mismo día el mandatario le informó a Fernando Ochoa Antich, ministro de defensa, que Miraflores se encontraba bajo ataque con un batallón de tanques, en ese momento se le indicó al presidente que abandonará el palacio de Miraflores e hiciera un anuncio televisivo, así lo hizo, se dirigió a resguardarse en la televisora privada venezolana “Venevisión”, ahí mismo se dirigió a la nación diciendo que las fuerzas armadas nacionales estaban del lado del gobierno, que los revoltosos eran tan sólo un pequeño grupo de ambiciosos que tenían por objetivo terminar con la democracia de aquella lejana Venezuela.

Horas después, en la madrugada, fuerzas armadas leales al gobierno y fuerzas armadas leales al levantamiento se enfrentaban sangrientamente. Una de las imágenes más icónicas de aquel evento fue la de un tanque de guerra que intentaba atravesar la puerta del palacio principal de Miraflores.

Cerca de las 12 del día, las tropas golpistas se daban por vencidas, en un mensaje en voz de Hugo Chávez; exhortaba a las fuerzas golpistas a rendirse.



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *